in

La bandera LGBT ha encontrado la forma de estar presente

La bandera LGBT ha encontrado la forma de estar presente en el mundial de Qatar a pesar de su prohibición.

Recientemente, el comité organizador de Qatar ha vuelto a dar que hablar al publicar un documento de 16 páginas sobre las normas de vida que deben adoptar los aficionados en el país. Entre ellas, no establecer contacto visual con un qatarí, no acercarse ni abrazar a las mujeres invitadas, vestir con ropa hasta los hombros y las rodillas y no ondear una bandera LGBTQIA+.

Ante esta última instrucción, considerada discriminatoria, la asociación Stop Homofobia se asoció con Pantone para diseñar una bandera especial que no pudiera evocar ninguna sospecha. De hecho, la tradicional bandera del arco iris aparece ahora en blanco, mientras que cada color ha sido sustituido por su código de color Pantone, lo que hace imposible que las autoridades los distingan.

Detrás de esta iniciativa, titulada Colors of Love (en español, Colores del amor) y concebida en colaboración con la agencia TBWA París, la asociación ha querido señalar el carácter unificador e igualitario de uno de los acontecimientos deportivos más esperados del mundo, que ha sido rechazado a pesar de los derechos humanos.

En los últimos meses hemos visto como muchas marcas han lanzado mensajes de rechazo a este gran evento deportivo que atenta contra los derechos humanos y también han sido múltiples los rostros que se han negado a ser partícipes del Mundial, como por ejemplo el streamer Ibai Llanos, que rechazó viajar con la selección española y ha decidido no retransmitir nada de esta celebración futbolística en sus canales.

This post was created with our nice and easy submission form. Create your post!

What do you think?

Written by RadmilaV

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

GIPHY App Key not set. Please check settings

Usuarios pagan por ver a gente durmiendo en TikTok

Chris Hemsworth descubre que tiene predisposición genética